"A través de la puerta de la muerte se llega a la verdadera vida"

martes, 13 de octubre de 2009

“Es un buen día para morir”


"El deseo más normal [de los jóvenes] era el de convertirse en un gran guerrero, lo cual exigía una gran cantidad de sacrificios. Se requería una extraordinaria valentía física y una gran capacidad de combate, pero además era imprescindible superar las pruebas de carácter. Un buen guerrero tenía que ser un hombre dotado de un gran sentido del honor, aparte de que su lealtad debía estar por encima de toda duda y su generosidad no podía tener límites. Debía ser lo bastante fuerte como para desprenderse de su último caballo y de su última ración de comida. Nunca podía dejar de comportarse con dignidad y orgullo, y tenía que aceptar los elogios y los honores que le permitían llevar los atuendos más lujosos sin mostrarse arrogante. Para soportar el dolor, para llevar las cicatrices de la vida y de las batallas, para desafiar a los elementos y para echarse a reír y a cantar enfrente de la muerte, un hombre debía poseer el requisito fundamental de los lakotas: el coraje. Y solo los muy valientes llegaban a convertirse en jefes".

Palabras de Luther Standing Bear (Jefe Oso Erguido). SIOUX OGLALA.
Del libro "Es un buen día para morir. El guerrero indio".
Esteve Serra
Jose J. Olañeta
HESPERUS

Cualidades del Guerrero indio.

- Sacrificio.
- Valentía física.
- Capacidad de combate.
- Gran sentido del honor.
- Lealtad.
- Generosidad.
- Dignidad y orgullo.
- Sin arrogancia.
- Coraje.

"Es un buen día para morir".

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Y les llamabamos salvajes.....Muy interesante el post y de mucho interes.Tambien me ha gustado mucho el articulo sobre el trabajo de mano vacia,espero que publiques algo mas sobre el tema.Excelente blog, yalo estoy recomendando.Xjones

Anónimo dijo...

Es uno de los post más interesantes que has colocado,sobre las caracteristicas que tiene que poseer cualquier guerrero, que si nos fijamos, es casi identicas en una u en otra cultura.

Buen video del curso
Nos vemos amigo.
Pako Japón